• facebook-ico
  • twitter-ico
  • googleplus-ico
  • linkedin-ico
  • youtube-ico
  • instagram-ico
  • pinterest-ico
944 451 576


​​​​​​​


El Agua Caliente Sanitaria (II)

Como ya os adelantamos en el post de la semana anterior, hay diferentes sistemas para conseguir tener en casa lo que denominamos como agua caliente sanitaria. La semana pasada os hablamos de los sistemas por acumulación, mientras que hoy os queremos hablar de los sistemas por calentamiento instantáneo.

Este método es habitual que se emplee en hogares individuales. En este caso el agua circula por dentro del calentador y esta se calienta de manera directa gracias a la llama del calentador o por un intercambiador a través del cual circula el agua caliente. Los contras de este sistema es que solo puede proporcionar el agua caliente para un punto de consumo (ducha) o como mucho para dos (ducha y cocina). De hecho, cuantos más puntos de consumo se abran, menor será el caudal del agua caliente, por ello es más recomendable para casas pequeñas. Por su parte, las ventajas que nos presenta este sistema es que suele ser más asequible que el sistema de acumulación y ayudan a ahorrar más espacio ya que no necesitan de depósito como los primeros.

En resumen, ambos sistemas cumplen su función pero nos decantaremos por uno u otro en función de nuestras necesidades y de las de nuestro hogar.